martes, 3 de enero de 2017

Rutas de las Torres Costeras de Málaga (Zona occidental) 2ª Etapa: Torre de Pimentel (Torremolinos) - Torre Bermeja (Benalmádena)




Torre de Pimentel (Torremolinos)

Paseo Maritimo de Bajondillo

Torre Bermeja (Benalmádena)

Torre Bermeja (Benalmadena)








Powered by Wikiloc




Introducción:

Todo el litoral occidental de Málaga está jalonado de playas tranquilas y de  torres vigías que han sido durante siglos testigos mudos de la historia.
A través de este recorrido que yo voy a realizar en pequeñas etapas y en diferentes días quiero dar a conocer la decena de torres, que fueron fundamentales en la época más convulsa de nuestra historia. La mayoría  de estas atalayas se mantiene desde la época musulmana y otras fueron restauradas  o construidas bajo el mandato de los Reyes Católicos por la amenaza constante de los piratas en esta zona del litoral malagueño.
Son muchas las rutas que coinciden en este camino (Gran Senda de Málaga, Senda Litoral, GR 92, …) pero la ruta o rutas que yo voy a hacer y que quiero compartir tienen como atractivo que vamos, también, a hacer un viaje por la historia, las etapas son cortas aunque yo siempre las haré de ida y vuelta, solo voy a reflejar el trayecto de ida.
En cada etapa intentaré dar información detallada de cada una de ella, procuraré que no sea demasiada extensa para que no nos sature y así podamos disfrutar de otras cosas.
Durante estos paseos siempre acompañados por el azul mediterráneo visitaremos desde Málaga hasta Manilva todas las Torres Costeras.
Más información:





Rutas de las Torres Costeras de Málaga (Zona occidental):  2ª Etapa Torre de Pimentel (Torremolinos) - Torre Bermeja (Benalmadena)

La etapa de hoy comienza en la localidad de Torremolinos y para llegar nosotros hoy hemos decidido utilizar el tren de cercanías.
El tren nos deja en la Plaza de La Nogalera y tomamos dirección este para acercarnos a la calle San Miguel, centro económico de la ciudad y giramos hacia el sur, nos adentramos por calle Santos Arcángeles, llegamos a la Plaza  de San Miguel y comenzamos a descender hacia la Playa del Bajondillo y a nuestra derecha aparece la Torre de  Pimentel.
Torre Molinos:
  • Denominación: Torre Pimentel; Torre Vigía Molinos; Torre Vigía de Pimentel; Torre Del Molinos; Torre Vigía de Molinos.
  • Tipología: Torre Vigías. Arquitectura Militar. Sistema defensivo.
  • Tipo Protección: Bien de interés Cultural con categoría de Monumento.
  •  Periodo Histórico: La leve escarpa lateral de 28 cm permite fecharla sobre el siglo XIV, antes de que se generalicen las armas de fuego. También reafirma esta fecha su fábrica, totalmente de tapiales o adobe de tierra, como Gibralfaro. En 1497 se sabe de su existencia por la ordenanzas en que se designa una guarnición a este punto, en este documento aparece con el nombre de Torre de Los Molinos, pero en un memorial de 1491 se le cita ya como Torre de Pimente, personaje citado en los libros de repartimiento de Málaga, y seguramente se tratara de Juan Pimentel (maestre de la Orden de Alcántara, o de Rodrigo de Pimentel, Conde de Benavente.
  •  Descripción: De edificación reducida se asemeja en su posición a las otras fortalezas musulmanas del litoral, como Fuengirola. Su forma es casi un prisma rectangular, pues las dimensiones en su base 7.20m. X 6.10 m. tienen poca variación con las del pretil de la azotea 6.63m. X 5.05m. La altura es de unos doce metros de altura, su cuerpo inferior, de la mitad hacia abajo es totalmente maciza. Su eje mayo se orienta de norte a sur, estando su entrada primitiva formada por un hueco, cobijado por un dintel curvo de ladrillo, que se abre en el centro de su muro oriental. Este hueco permitía ingresar a una planta de 3.18m de alto y 5m. x 4.1 de planta que se halla dividida en dos estancias desiguales separadas por un arco de 1.88m. de luz. La sala menor de 2.79x1.22 tiene una gran ventana que permite vigila el mar. De la habitación mayor arranca una escalera de 70 cm. cubierta parcialmente por bóveda de cañón, en la cual un tramo y dos recodos, con pañoleta, salvan la altura de la terraza. En la segunda planta encontramos una división en tres espacios en el sentido transversal, el central, de 95 cm., es continuación de una meseta de la escalera y sirve de ingreso a dos salas, estrechas y alargadas, aposento y lugar de observación de los vigías. A 2.63 m desde la solería se cubren estos espacios con bóveda de espejo y de cañón, con arcos fajones. Por último, la azotea de 5.63 m X 4.55 m. , tiene pretiles de 93 cm de altura y 50 de espesor, habiéndose suprimido los matacanes. El desembarco de la escalera se abre en el ángulo suroeste.
Comenzamos nuestra ruta remontando hacia la Plaza de San Miguel, la cruzamos en dirección oeste y nos adentramos en calle Santos Arcángel, a unos 30 metros a la izquierda tenemos una entrada para acceder al “Camino de la Playa”, por aquí bajaremos hacia el paseo marítimo, hay que tener cuidado porque hay un horario de apertura y cierre de este pasaje, pasamos por la puerta del cementerio e iniciamos la bajada.
Una vez acabada la bajada, llegamos al paseo marítimo y a la Playa  del Bajondillo tomamos hacia la derecha, delante de nosotros adentrándose en el mar, está la Punta o Puntal de Torremolinos, promontorio avanzado que forma dos ensenadas defendidas contra los temporales.
En esta punta estuvo ubicado el Castillo de Santa Clara.

Castillo de Santa Clara
En el promontorio avanzado que forma dos ensenadas defendidas contra los temporales dominantes, la Paya de la Carihuela es abrigo del levante , mar gruesa de olas violentas y espaciadas; en cambio la del Banjondillo es gran refugio y defensa natural del poniente, marejada continua acompañada frecuentemente de grandes lluvias. Aquí las galernas son frecuentes de septiembre a marzo, y en la navegación cabotaje a vela, al doblar este puntal, fueron frecuentísimos los naufragios, en los que generalmente también zozobraba la tripulación. 
Tales hechos inspiraron la necesidad de crear un fortín, que sirviese tanto de salvaguardia local como de orientación a los navegantes. Así lo confirma una escritura, encontrada por el fecundo investigador P. Llordén, otorgada el 18 de mayo de 1763 por el escribano Fernández de la Herrán (núm. 1147, F. 92 a 95), ante quien compareció Antonio Jiménez Mesa, Ingeniero Extraordinario de los Reales Ejércitos, y dijo: que habiendo comprobado que en la Punta de Torremolinos hacía falta un fuerte castillo o batería que defendiese a la marina, tanto del levante como del poniente, sirviese de asilo a las embarcaciones expuestas a contingencias de las muchas naves corsarias y especialmente argelinas que hay en estas costas, había ofrecido a S.M. el Rey hacer este fuerte, que dispondría de 6 cañones de 24 libras y constaría de cuarteles para caballería e infantería, viviendas, capilla y almacenes. Todo sería construido totalmente a su costa y sin ayudas, perfectamente concluido y a satisfacción del ingeniero militar o técnico elegido. A cambio de esta construcción, S.M. le concedía el gobierno vitalicio del castillo, con sueldo de teniente coronel vivo de infantería. Asimismo se concedía a su hermano Juan Manuel Jiménez el cargo de abanderado en el destacamento de artillería. Posteriormente rigieron la tenencia del fuerte, Fernando Salinas, José Baldioristi y Jerónimo Rengen, teniente coronel de Estado Mayor.
La fortaleza debió tener efectividad militar hasta alrededor de 1830,época en que Torremolinos contaba con una población de 132 vecinos. Después sirve de cuartel de carabineros y últimamente pasa a propiedad privada. Lo  fue hace años de un súbdito extranjero, propagador protestante, que distribuía pensiones entre los vecinos que recitaban de memoria ciertos párrafos de la Biblia; a sus empleados más fieles legó en herencia la finca, que fue la primera residencia de extranjeros de toda la costa. Esta zona amplísima será pronto transformada en residencial; sería absurdo renunciar a aprovechar la enorme posibilidad turística de este castillo del siglo XVIII como lugar de fiestas típicas de verano.
Del antiguo castillo solo nos queda el nombre del conjunto hotelero que hoy en día ocupa ese espacio y algún que otro restos de cimentaciones en la parte más alejada de la playa.
Continuamos por el paseo que bordea todo el Puntal y que nos lleva hasta la Playa de La Carihuela, a partir de aquí el camino es completamente recto, en todo momento disfrutamos del mar y de la buena temperatura que nos está acompañando.
Casi al final del paseo marítimo llegamos al termino municipal de Benalmádena y aquí el nombre de la Playa cambia ahora es la Playa de Fuente Salud, atravesamos el Arroyo del Saltillo y llegamos al Puerto Deportivo de  Benalmádena (Puerto Marina).
En la Punta del Saltillo al final de calle fragata (actual muelle de levante) estaba en un principio la Torre Bermeja, actualmente se encuentra junto a la entrada principal del puerto, para llegar tomamos por la Av. del Puerto Deportivo atravesamos dos rotondas y a unos 200 metros a la derecha tenemos nuestro destino  la Torre Bermeja.
Torre Bermeja:
  • Denominación:  Torre Vigía Bermeja
  • Tipología: Torre Vigías. Arquitectura Militar. Sistema defensivo.
  • Tipo Protección: Bien de interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: La documentación antigua la señala como herencia nazarí (siglo XII-XIV). La Ordenanza de 1497 cita por dos veces a Torre Bermeja, en la que habían de coincidir a diario un peón procedente de Torre Quebrada y otro de torre de Los Molinos. Con el tiempo sufre diversos desperfectos que propician algunas modificaciones que desnaturalizan su filiación, como la doble imposta de coronación y el revellín de la base que en 1567 se agrego por albañil Pedro de la Chica, para evitar las vibraciones que imprimía el viento a su volumen alto y delgado.  En los últimos años su conservación ha sufrido grandemente, pues un rayo arrancó su hueco de ingreso y un gran trozo de su maciza  mampostería. En la actualidad se cambio de emplazamiento y se restauro en su totalidad, incluido el remate superior. En aras al parecer de una mejor conservación, se ha prescindido de la entrada a ras de suelo, acondicionándosele en su zona inferior un elemento troncocónico de sostén.
  •  Descripción: La forma de esta torre es cilíndrica, con un perímetro de 10,40 metros y una altura de 10 metros. Presentaba un cuerpo inferior macizo y una cámara superior (hoy no conservada) a la que se accedía a través de una abertura  en el lado norte (encontrándose actualmente cegada). Tiene dos baquetones ornamentales distribuidos uno hacia su último tramo y otro en el remate superior. Asimismo presenta una pequeña abertura en el lado sur. Dos aberturas estrechas y pequeñas en sentido longitudinal podrían responder a sendas saeteras antiguas en sus caras norte y sur respectivamente, aunque dichas funcionalidad no puede asegurarse. Está realizada de mampostería con imposta de tres verdugadas de ladrillo y coronación de pretil de cantería. Sus paramentos exteriores presentan restos de enlucido. Debido a la reciente restauración de esta torre que ha propiciado una importante modificación de su exterior e interior, todo estudio y análisis de la misma se ve imposibilitado y obligado a la búsqueda de un apoyo en referencias y planos antiguos.
Tras la contemplación de la torre iniciamos la vuelta, pero decidimos hacerla visitando el Puerto Marina y su Centro Comercial, donde podemos disfrutar en un buen aperitivo con bonitas vista, Después del pequeño descanso seguimos muestro camino para ir a la Punta del Saltillo para ver el donde se encontraba la torre en el pasado y desde aquí nos dirigimos hacia el paseo marítimo y por el mismo camino hasta la estación de cercanía de Torremolinos.

En total sobre unos 8 km.

No hay comentarios:

Publicar un comentario