sábado, 4 de noviembre de 2017

Ruta al Mirador del Cerro Matanza












Powered by Wikiloc




Ruta al Mirador del Cerro Matanza (Parque Natural de los Montes de Málaga)

       Hoy traernos una ruta cerquita de casa, en el Parque Natural de los Montes de Málaga cargada de historia.
    El Cerro Matanza  (774 m.) es una atalaya desde donde podemos ver una espectacular vista de la ciudad de Málaga  y del Valle del Guadalhorce así como de la bahía y costa malagueña. El nombre de este cerro  “Matanza” hace referencia a los hechos acaecidos en estos lugares durante la última etapa de la Málaga musulmana y que consistieron en la encarnizada batalla dirimidas por estos campos, entre los bandos cristianos y musulmanes, en uno de los distintos intentos por parte cristiana de la toma de la ciudad. 
     Enlaces sobre el tema:
·        La Cuesta de la Matanza.

      En la cima del cerro el Grupo de Voluntarios del Parque Natural Montes de Málaga y el Aula de Naturaleza de Las Contadoras están desarrollando el proyecto  de apertura de un mirador  que recibirá el nombre de “Mirador de la Unidad” y en el que ya hay construidos algunos bancos de piedra para poder disfrutar de las excepcionales vistas.
       Para iniciar nuestra ruta nos dirigimos hacia Colmenar por la A-7000 carretera de los montes, en el punto kilométrico 20 se encuentra a nuestra derecha la Venta “El Detalle”, si no podemos dejar el coche aquí,  a la izquierda de ésta se encuentra la carretera que nos conduce al Hotel Cortijo La Reina, por esta carretera tenemos algunos espacio donde dejarlo.
     Para iniciar la ruta partimos de la puerta de la Venta “El Detalle” una vez pasada tomamos por la izquierda entre las casas dirección sur hasta la intersección 1 que tomamos por la derecha, a partir de aquí comienza la senda que va subiendo primero con poca pendiente y que irá aumentando hasta llegar a la cuerda, durante este último tramos la vereda coincide tanto con el perímetro del Parque Natural como con el de Monte Público de ahí que nos encontremos con los carteles y algunos hitos de piedra y otros de  hormigón.
    Una vez arriba, a nuestra izquierda podemos ver los distintos barrancos que más abajo formarán el Arroyo Jabonero.  Seguimos hacia el poste geodésico que se encuentra al final de una pequeña planicie que forma la cumbre del cerro, pero antes, tras una pequeña bajada llegamos a la intersección 2, ahora seguiremos de frente hacia el mirador. Continuamos de frente y tras la pequeña subida llegamos a la planicie final, aunque todavía tendremos que andar algunos metros para llegar al poste.
   Primero pasaremos por el lugar donde los voluntarios están realizando las obras de adecuación del espacio del mirador y un poco más adelante se encuentra el poste que indica que ya hemos llegado al final.
   Tanto desde el poste como desde los bancos del mirador las vistas son inmejorables.
   Para la vuelta tenemos varias opciones, podríamos iniciar la bajada a la carretera desde el poste geodésico si seguimos de frente,  desde el mirador hay una senda que baja también por el oeste, y otra opción es retroceder hasta el hito 2 y bajando por la senda que ahora tenemos a la izquierda. Esta senda va bajando con poco desnivel y paralela a la cuerda  y a la carretera hasta llega a ésta y subir a la venta pasando por la Fuente del Boticario.
Nosotros hacemos el mismo camino de bajada que el de subida.

    Esta ruta se puede realizar algo más larga, iniciándose en la zona de la  Venta “El Boticario”. Está publicada en este blog con el nombre “Subida al Cerro Matanza (Parque Natural Montes de Málaga”.



NOTA: Agradezco desde aquí el trabajo de los Voluntarios del Parque Natural Montes de Málaga.

sábado, 28 de octubre de 2017

Doble ruta en Villanueva de Algaidas


Ruta por el Conjunto Rupestre del
Convento y Ermita Mozárabe                                          Ruta a la Necrópolis del Alacaide



Inicio
Inicio en el Cortijo La Ventilla






Convento Ntra. Sra. de la
 Consolación
Necropolis de Alcaide







Arroyo Bebedero

Pico Viento







Puente Viejo







Necropolis de Alcaide


  











   
   Más fotos                                                        Más fotos










                                                                               
  
Powered by Wikiloc



Dos rutas en Villanueva de Algaidas.

   En estos días que estamos celebrando el Día de Todos los Santos y que son muchas las personas que van a los cementerios a honrar a sus seres queridos, nosotros hemos decidido acercarnos al pueblo de Villanueva de Algaidas. Vamos a realizar una primera introducción y la aproximación al pueblo y después haremos cada ruta individualmente pero partiendo desde Villanueva de Algaidas, el origen del vocablo árabe “Algaidas” significa bosque así que traducido correctamente sería Villanueva de los Bosques.  
   Vamos  a  hacer dos pequeñas rutas; en la primera visitaremos las Ermita Mozárabe y el Antiguo Convento de Ntra. Sra. de La Consolación de las Algaidas, que se encuentra a la salida del pueblo frente al cementerio y la segunda,  que a pesar de estar a escasos  3 kilómetros, la ruta de la Necrópolis del Alcaide se encuentra dentro del término municipal de Antequera.
   Para iniciar la ruta nos dirigimos hacia Villanueva de Algaidas desde Málaga salimos por la A-45 dirección Córdoba hasta la salida 86, aquí tomamos por la MA-6414 y a 12,5 kilómetros llegamos al pueblo, donde paramos y desayunamos y Juan de Dios nos pone al corriente de cómo ha organizado el día.

PRIMERA RUTA:

Ruta a la Ermita Mozárabe y Antiguo Convento de Ntra. Sra. de la Consolación de las Algaidas.

   Desde el centro del pueblo donde estábamos tomando un café nos dirigimos hacia el norte por calle de Granada hasta el cruce con la A-7201 y nos desviamos a la izquierda, dirección Cuevas Bajas, en menos de 2 kilómetros, pasamos primero por el cementerio,  a la izquierda y apenas 100 metros más adelante, a la derecha, tenemos nuestro primer destino.
   Estamos frente al recinto donde se encuentra El Conjunto Rupestre Convento Franciscano de Ntra. Sra. de la Consolación y las Ermita Mozárabe.
   Tomamos por la izquierda del conjunto y nada más iniciar la subida nos encontramos, a la izquierda, con el cruce que da acceso al GR-7 E-4, también en este punto coincide con un tramo del Camino Mozarábe a Santiago y con el PR-A-129 que recorre distintos puntos del término municipal de Villanueva de Algaidas.

Ermita Mozárabe:
   Se trata de una ermita rupestre datada entre los siglos IX y X, excavada en la roca con elementos típicamente mozárabes. El conjunto rupestre está labrado en roca arenisca y durante algún tiempo a  servido como corral de ganado, con el deterioro consiguiente. Sus tres dependencias abarcan un espacio de dimensiones reducidas; una pequeña entrada o atrio que aparece delimitada por una puerta en arco, presenta en su interior un banco corrido. El tránsito entre espacios y el de la nave principal se realiza a través de una puerta en ángulo recto. La nave de la iglesia es de planta rectangular que se cubre por bóveda semicircular; al fondo se dispone el altar adoptando la forma de hornacina resultante del rebaje de un arco de medio punto. La roca del suelo aparece en este espacio recubierta de solería. Al pié de la nave, y en el lugar opuesto a la puerta de acceso, se dispone una puerta lateral que da paso a la última de las dependencias, al parecer destinada al baptisterio, ya que aquí aparece una pileta labrada en la roca con un pequeño canalillo de desagüe y en el extremo opuesto un asiento labrado. Adyacente al conjunto aparece excavado el eremitorio de una sola habitación provista de una ventana.

Convento Franciscano de Ntra. Sra. de La Consolación:
   Este convento según se relata en La Crónica de la Santa Provincia de Granada, fue fundado el 30 de noviembre de 1566 por el primer Duque de Osuna, D. Pedro Téllez de Girón y de la Cueva, siendo el Obispo e Málaga Francisco Blanco quién  concedió el permiso para la construcción del templo, lo que permitió a la Orden de los Recoletos de San Francisco de Asís establecerse en la zona y que alrededor del convento surgieran pequeños núcleos de población(Albaicín, Atalaya, Barranco del Agua, Rincona, Parrilla y Zamarra) que dieron lugar al municipio de Villanueva de Algaidas al segregarse estos núcleos del municipio de Archidona el 26 de agosto de 1843.
El edificio actualmente esta es estado ruinoso y desplomándose poco a poco, aunque aún es posible apreciar parte de lo que fue su estructura. La iglesia, que se alza en la parte más elevada del conjunto, al mismo nivel de la ermita rupestre, es de una planta con un leve crucero en el que todavía se conserva el arranque de lo que fue la cúpula que cubría la zona próxima al altar mayor, además se conservan los restos de camarines y capillas en los que, junto a los elementos  arquitectónicos, todavía es posible apreciar restos de frescos en los que se adivinan diversos motivos policromados entre los que destacan los escudos franciscanos con las cinco llagas y palmas de Jerusalén. La entrada al templo se realizaba desde un patio superior desde el que se abría una portada con arco de medio punto coronada por un frontón triangular, ubicada a los pies del lado izquierdo de la nave. Al lado derecho se abre vanos que daban paso a una zona desde la que se accede a las cuevas. Los muros de este conjunto se levantaron con sillares labrados y de una buena factura, lo que explica, en buena medida, que todavía se mantenga en pies. El conjunto se completaba con una parte ua desaparecida en la que se encontrarían las dependencias de los monjes.  

   Nosotros bordeamos el conjunto para ver las ruinas y tomar algunas fotos y tras esto volvemos a la intersección 1 y dirigirnos siguiendo las famosas fechas amarillas hacia el Puente Viejo  que esta situado sobre el Arroyo Burriana o Bebedero, por el camino encontramos un bonito bosque de rivera.
   Llegamos al puente medieval y comprobamos que la última riada ha pasado por encima de este, hacemos algunas fotos y regresamos al coche, una vez en este intentamos bordear el conjunto por el otro lado, es decir por la derecha, hacemos más fotos y tomamos el coche para continuar con la segunda ruta del día.

SEGUNDA RUTA:

Ruta a la Necrópolis del Alcaide.

   Cojemos el coche y regresamos al centro de Villanueva de Algaidas tal y como hicimos para venir al conjunto rupestre y desde aquí, nos dirigimos hacia la salida sur del pueblo, en el cruce con la MA-6414,m tomamos por la derecha y en escasos 3 kilómetros justo antes del punto kilométrico 10 de está misma carretera tenemos a la derecha la entrada al Cortijo de La Ventilla, donde dejaremos el coche para esta segunda ruta.
   Estamos preparándonos para iniciar la salida y sale del cortijo un Sr. muy amable que se pone a charlar con nosotros, aprovechamos y Juan de Dios le  hace una serie de preguntas sobre el recorrido que vamos a realizar, el nos explica que debido a la última riada el cauce del Arroyo del Juncal ha sufrido una gran erosión y que está insalvable por lo que tendremos que realizar un cambio en el final de trayecto, aunque la decisión la dejaremos para el último momento.
  Tras la afable charla, iniciamos la ruta por la izquierda del cortijo, atravesamos la era y giramos a la izquierda, siguiendo el carril, pasamos por el puente que salva el Arroyo de Lucena y seguimos por la derecha, un poco más adelante el carril gira a la izquierda y continua hacia el oeste, atravesamos el Arroyo del Juncal y nada más pasar este, giramos a la derecha para buscar entre los olivos el carril que va paralelo al arroyo en dirección norte.
   Siguiendo el carril llegamos a un recinto vallado y bordeado de cipreses que esconde una alberca de riego. Una vez que pasamos esta seguimos la dirección que llevamos y nos encontramos otra alberca en este caso redonda y por encima de está, nuevamente un carril que nos conduce hacia la intersección 5, en este punto a la derecha tenemos el camino hacia el Cortijo del Alcaide que da nombre a la necrópolis que vamos a visitar, pero la visita a las ruinas del cortijo lo dejaremos para la vuelta, ahora tomamos de frente y subimos un poquito hasta otro cruce de caminos intersección 3, aquí cambiamos la dirección y seguimos subiendo hacia el oeste, a poco e la subida a nuestra izquierda aparecen unas inmensas higueras y continuamos con la subida, a unos 400 metros desde el último cruce, observamos que el suelo de tierra cambia y encontramos el afloramiento de una zona de piedra, es hay donde se encuentra la necrópolis, algunas de las tumbas están abierta y podemos contemplarlas otras están segadas.

Necrópolis de Alcaide:
   La zona arqueológica de Necrópolis de Alcaide se sitúa en la ladera oriental de la Loma del viento, dentro de los terrenos conocidos como Cortijo de Alcaide, situada en los límites del municipio de Antequera, data del periodo Calcolítico. Se compone de 18 cuevas artificiales con corredor, excavado en la roca. Los corredores son simples o compuestos por diversos tramos, que pueden estar al mismo nivel o a diferentes niveles, separados por escalones. Las cámaras son de planta circular o ligeramente elíptica, con cubierta abovedada, en las que se han documentado nichos y cámaras secundarias. El ritual de enterramiento es la inhumación de carácter colectivo. Los ajuares localizados incluirían la necrópolis dentro de los limites cronológicos del Cobre Pleno y el Broce Pleno.

   Damos varias vueltas por el entorno, hacemos algunas fotos y decidimos seguir subiendo hacia el Pico Viento, al poco estamos en él. Desde aquí la vista son extraordinarias tenemos una muy buena visión 360º de toda la zona. Tras un descanso volvemos a la zona arqueológica damos otra vuelta entre las tumbas y continuamos bajando hacia la ruinas del Cortijo del Alcaide donde damos paseamos entre sus paredes medio derrumbadas, seguimos hacia abajo y nos dirigimos hacia el Arroyo del Juncal, nuestra intensión era cruzarlo hacia el Cortijo El Vivar, pero el cauce del río se ha convertido en “El Cañón del Colorado” por lo que no podemos salvarlo por aquí así que decidimos volvernos hacia el coche y acceder por ahí al cortijo, otra opción sería seguir por el carril paralelo al arrouo y intentar cruzarlo aguas abajo pero como no sabemos si se encuentra en pie el puente decidimos ir a lo seguro y volvernos.
   Hacemos el camino de vuelta hasta el coche por el mismo camino y una vez en el Cortijo de La Ventilla, tomamos el carril de nuestra derecha dirección norte que nos conduce hacia el Cortijo El Vivar.

Cortijo El Vivar:
   El Cortijo El Vivar propiedad ligada a una fundación de la Orden Salesiana, Sociedad de San Francisco de Sales, se puede fechar en torno a 1914, según la inscripción de una de las rejas. La orden fundada en Roma en 1859 por San Juan Bosco, fue aprobada en 1874 con la principal misión de la enseñanza laboral y la formación religiosa para jóvenes. Con la adquisición de esta finca, y la construcción del cortijo, los Salesianos unieron en éste la labor educativa, propia de su confesión, a la puramente agrícola y económica que, desde el Antiguo Régimen, tuvieron siempre las propiedades eclesiásticas agrarias en España.
Se trata de una unidad arquitectónica de gran valor compositivo según la tipología de un cortijo mixto de olivar y cereal, con predominio de la primera explotación y gran peso en fábrica de las dependencias dedicadas a habitación, vivienda y servicio de éstas, con un marcado sentido religioso.
En lo puramente arquitectónico, El Vivar, sigue las pautas tradicionales de las grandes edificaciones de la comarca de la vega de Antequera. El edificio se articula en torno a un patio principal que distribuye los distintos usos de las dependencias con dos secundarios situados a cada lado. En el frente principal se sitúa el señorío y la capilla a eje. El empaque dado a la fachada del señorío, con dos alturas y una perfecta ordenación de huecos, contrasta con el muro ciego de la capilla, que parece vuelta para integrarse en la zona de labor. La fachada, pobre de materiales, se articula según un esquema simple y progresivo; primero el basamento, después el cuerpo bajo con vanos más pequeños, y sobre éste el cuerpo alto de vivienda, con los vanos mayores y rejería saliente con guardapolvos de perfil triangular en tapial. Por último la cubierta, a cuatro aguas, con teja curva. En el centro, como eje de composición, la puerta con una torre mirador de cuatro alturas y vanos enrejados en todas ellas.
En la Crujía trasera, una escuela rural, con entrada independiente y gran desarrollo longitudinal en sus dos alturas. En las naves laterales, a la izquierda el granero y pajar, con patio de servicio de planta trapezoidal, para animales y almacenes.  En la nave de la derecha se coloca la almazara, con molino aceitero hidráulico de vapor y chimenea de ladrillo de sección cuadrada que c rece por encima del nivel de cubiertas. Un patio de servicio, característico también del cortijo olivarero, acoge los trojes y cuadras. Posee a su vez entrada independiente desde la fachada principal. En la zona trasera se ubica una era de forma circular u, junto a la zona de vivienda, un jardín sin tapa de cierre. Los muros están enjalbegados, presentando en los remates de esquina sillares resaltado.

   En este fantástico cortijo hacemos la parada para comer algo, mientras observamos las formidables vidrieras de la capilla.
Tras dar cuenta del suculento bocadillo regresamos al coche que lo tenemos en el Cortijo de Las Ventillas para dar por finalizada esta ruta.
   En esta ruta hemos andado algo menos de 6 kilómetros.

Fuente de información:

  • ·         Base de datos del Patrimonio Inmueble de Andalucía.