jueves, 30 de junio de 2016

Rutas de las Torres Vigías Costeras de Málaga (zona oriental): 5ª.- Etapa: Torre Moya (Benajarafe) - Torre del Jaral (Almayate)




Introducción:

Todo el litoral oriental de Málaga está jalonado de playas tranquilas y de  torres vigías que han sido durante siglos testigos mudos de la historia.
A través de este recorrido que yo voy a realizar en pequeñas etapas y en diferentes días quiero dar a conocer la decena de torres, que fueron fundamentales en la época más convulsa de nuestra historia. La mayoría  de estas atalayas se mantiene desde la época musulmana y otras fueron restauradas  o construidas bajo el mandato de los Reyes Católicos por la amenaza constante de los piratas en esta zona del litoral malagueño.
Son muchas las rutas que coinciden en este camino (Gran Senda de Málaga, Senda Litoral, GR 92, …) pero la ruta o rutas que yo voy a hacer y que quiero compartir tienen como atractivo que vamos, también, a hacer un viaje por la historia, las etapas son cortas aunque yo siempre las haré de ida y vuelta, solo voy a reflejar el trayecto de ida.
En cada etapa intentaré dar información detallada de cada una de ella, procuraré que no sea demasiada extensa para que no nos sature y así podamos disfrutar de otras cosas.
Durante estos paseos siempre acompañados por el azul mediterráneo visitaremos desde Málaga  con la Torre de las Palomas, Torre del Cantal y Torre de Benaglabón en el Rincón de la Victoria, la Torre del Chilches, la de Moya en Benajarafe, Torre  del Jaral y Manganeta en Almayate y Torre del Mar, Torreladeada y Derecha en Algarrobo, la Atalaya del Morche, la de Calaceite, la Torre de Maro y finalmente la Torre La Caleta y Cerro Gordo ya en Granada.

Más información:




5ª.- Etapa: Torre Moya (Benajarafe) - Torre del Jaral (Almayate)



Torre Moya (Benajarafe)

Castillo del Marqués
Castillo del Marqués

Torre del Jaral (Almayate)





















Powered by Wikiloc
Como llegar
Descargar track


5ª.- Etapa: Torre Moya (Benajarafe) - Torre del Jaral (Almayate)
Esta etapa aunque la publico con diferente fecha, la realicé el mismo día que hice la 4ª, pero tras haber publicado esta, hablé con mi amiga Lourdes de Benajarafe y me aporta un dato que me parece muy interesante y que me ha hecho investigar sobre el tema.
A principio del siglo XX la Torre Moya tuvo un inquilino muy prestigioso, nada más y nada menos que el ilustre poeta malagueño Salvador Rueda Santos paso una temporada viviendo en esta torre y donde compuso alguno de sus poemas. Él mismo definió así aquella privilegiada  estancia:
“Vivo ocho casa al par                                                               
pues fija en alto el peñón                                                            
mi casa es un torreón                                                                   
a la vez que un palomar.                                                          
Balcón que domina al mar,                                                      
atalaya para ver,                                                                     
retiro para escribir,                                                               
cárcel para padecer                                                                      
y tuba para morir”


Para iniciar la ruta dejo el coche junto a la Torre Moya para ello salgo de Málaga por la A-7 carretera de Almería hasta la salida 258 donde tomamos por la N-340-a hacia Chilche – Benajarafe, pasado el punto kilométrico 262 y prácticamente debajo de la torre tomamos por la izquierda hacia la Cortijada Los Pérez y a unos cien metros tenemos a la derecha la calle que da entrada a la torre.
Dejamos el coche y nos acercamos a admirar la Torre Moya si miramos hacia oriente vemos ya el perfil de nuestro destino.

Torre Moya:
  • Denominación: Torre vigía de la costa; Torre Vigía de Moya; Torre Gorda; Torre de Benajarafe.
  • Tipología: Arquitectura Militar. Sistema Defensivo.
  • Protección: Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: Fue construida en la 2ª mitad del siglo XVIII para emplazar artillería. En el año 1762 una de las irregulares inspecciones efectuadas a la línea de defensa del Reino de Granada da cuenta de la existencia de la llamada Torre Moya, con ella daba comienzo el mando de Vélez. Dicha torre, actualmente desaparecida, se encontraba cuarteada desde el terremoto acontecido en 1755, aconsejándose su reedificación en lugar más cercano a la playa. La nueva torre, debió erigirse en el trascurso de la segunda mitad del siglo XVIII. Su función como así consta en documentos del siglo XIX hacía compatible la vigilancia con la labor defensiva de las playas contiguas, gracias a su artillería de grueso calibre.Ha sido utilizada como vivienda por dos familias. Una de ellas ocupa el espacio inferior y otra la cámara principal. La causa de la ocupación hay que buscarla en la pasada Guerra Civil, cuando la autoridad gubernativa instaló en ella a las referidas familias,  manteniéndola los descendientes.
  • Descripción: El entorno en el que se localiza no presenta obstáculos para una visión completa de la torre pero su uso actual como vivienda ha propiciado modificaciones exteriores e interiores importantes; entre las exteriores cabria citar la escalera exterior y el encalado, así como el adosamiento de una casa, todo ello en su lado norte.Tiene planta de “pezuña” (planta de herradura); planta de medio círculo prolongado con dos espolones oblicuos u hornabeques en el dorso. Su perímetro aproximado es de 53 metros y su altura es superior a los 10 metros. Su interior consta de dos plantas y azotea. La sduperficie de las cámaras se incrementa según se asciende a la par que disminuye el grosor de los muros. La entrada se encuentra a seis metros del suelo en el lado oriental del espigón derecho, protegida por saeteras. Junto al acceso, una sala pequeña. A través de un tramo de escalera se baja a la sala principal cubierta con bóveda de ladrillo y con dos ventanas laterales (todos los servicios necesarios se encuentran en el testero norte; chimenea, alacena…). Bajo esta sala, se halla el sótano o Canta Bárbara. Finalmente el terrado se rodea de pretil y presenta dos torretas con aspilleras y cubiertas con tejas moriscas. Su fábrica es de mampostería con elementos de cantería (en esquinales, jambas y dinteles, aspilleras, impostas de coronación, etc.) y ladrillos (torretas). Su aspecto exterior es bastante bueno, si exceptuamos algunas aberturas pequeñas en los muros, ocasionado por la perdida de material constructivo. El deterioro más llamativo radica en las garitas o casetones del terrado, que han perdido parte de sus elementos de ladrillo y techumbre. Quizás  el hecho más negativo lo constituye la perdida de su fisonomía primitiva producto de los múltiples añadidos y modificaciones que se han venido llevando a cabo en ella, externa e internamente, en los últimos cincuenta años. Estas intervenciones no constituyen ningún tipo de restauración, orientándose al uso como vivienda de esta construcción defensiva.


Tras la pausada observación de la torre iniciamos nuestro camino para ello retornamos a la carretera N-340-a y a unos 200 metros dejamos la carretera y tomamos hacia la playa siguiendo las indicaciones de la Gran Senda de Málaga, cruzamos un primer arroyo y un poco más adelante el Arroyo de Iberos, estamos en la zona conocida como Valle Niza, a nuestra derecha la playa del mismo nombre, poco a poco la playa va desapareciendo y nos acercamos a una zona de piedra que salvamos, subiéndonos y continuamos hasta llegar a las paredes del Restaurante Puerto Niza, tomamos a la izquierda y retornamos a la N-340-a seguimos avanzando con cuidado por tener que ir por el arcén, enseguida cruzamos el Arroyo de Almayate y junto a él, el Camping de Valle Niza.
Un poco más adelante nos encontramos el Castillo del Marqués hoy en día reconvertido en Escuela de Hosteleria y Turismo.

Castillo del Marqués:
  • Denominación: Castillo del Marqués de Valle Niza; Casa-Fuerte del Marqués.
  • Tipología: Castillo. Arquitectura Militar. Sistema Defensivo.
  • Protección: Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: En 1513 se construye el primer Castillo del Marqués. Originalmente constaba sólo de planta baja, siendo muy probable que para el año 1846, y ya perteneciente al cuerpo de carabineros, el segundo cuerpo estuviese levantado. Aunque se desconoce la fecha exacta. Durante los año 1930 y 1939 estuvo habilitado como cárcel y campo de concentración, pasando posteriormente a puesto de la Guardia Civil.
  • Descripción: Edificio de planta poligonal irregular de ocho lados, presenta su ingreso protegido por un reducto esquinado con adarve y troneras, situándose el ingreso en la parte nordeste. Un pasadizo cubierto por bóveda de medio cañón conduce al patio que da acceso a las distintas dependencias y cuarteles, así como a la escalera que conduce a la planta alta que primitivamente era solo azotea con parapeto aspillado. El lado meridional es un hornabeque formado por dos medios baluartes que baten flancos y e hallan trabado por una gola o cortina.

Seguimos el paseo y cuando llegamos a la rotonda a la izquierda tenemos Las Canteras de Almayate que nosotros visitamos en otra ocasión, continuamos y cruzamos el Arroyo de Las Canteras y dejamos atrás el carril de la izquierda y tomamos por el siguiente carril que en con fuerte pendiente en su primer tramo nos sube hacia el acantilado donde se encuentra la torre, primeramente tomaremos por la izquierda y en el siguiente cruce por la derecha, llegamos a un poste direccional y tras él la Torre  del Jaral nos da la bienvenida.

 Torre del Jaral:

  • Denominación: Torre del Jaral o Torre Vigía del Jaral
  • Tipología: Arquitectura Militar. Sistema Defensivo.
  • Protección: Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: Es una torre heredada del sistema de vigilancia nazarí (siglos XIII-XIV), pudiendo ser rescatada o modificada en siglos posteriores.
  • Descripción: Tiene forma de prisma rectangular con medidas aproximadas en la base de 5 x 3 metros y con una altura superior a los ocho metros y con una altura superior a los ocho metros. Presenta un cuerpo inferior macizo con una cámara superior, cuyo acceso se abre a partir de los 6 metros y en su cara norte. El terrado presenta un pretil con diversas aberturas que pudieron estar relacionadas con primitivos matacanes; entre ellas citar la que se abre en el lado norte. Su fábrica es de mampostería con utilización de ladrillo en verdugada. En los ángulos se alternan grandes piedras y ladrillo. Asimismo, el ladrillo, el pretil y un hueco de ingreso. El importante deterioro que presentaba en su base debido al hurto de materiales de su fábrica ha sido sustituido por hormigón en la última restauración.


Tras una detenida observación del mar y del horizonte  desde  esta maravillosa atalaya inicio el camino de retorno.

En total a mi me sale, solo ida, sobre los 4,5 km.

Rutas de las Torres Vigías Costeras de Málaga (zona oriental): 4ª.- Etapa: Torre de Chilches (Chilches) - Torre Moya (Benajarafe)




Introducción:

Todo el litoral oriental de Málaga está jalonado de playas tranquilas y de  torres vigías que han sido durante siglos testigos mudos de la historia.
A través de este recorrido que yo voy a realizar en pequeñas etapas y en diferentes días quiero dar a conocer la decena de torres, que fueron fundamentales en la época más convulsa de nuestra historia. La mayoría  de estas atalayas se mantiene desde la época musulmana y otras fueron restauradas  o construidas bajo el mandato de los Reyes Católicos por la amenaza constante de los piratas en esta zona del litoral malagueño.
Son muchas las rutas que coinciden en este camino (Gran Senda de Málaga, Senda Litoral, GR 92, …) pero la ruta o rutas que yo voy a hacer y que quiero compartir tienen como atractivo que vamos, también, a hacer un viaje por la historia, las etapas son cortas aunque yo siempre las haré de ida y vuelta, solo voy a reflejar el trayecto de ida.
En cada etapa intentaré dar información detallada de cada una de ella, procuraré que no sea demasiada extensa para que no nos sature y así podamos disfrutar de otras cosas.
Durante estos paseos siempre acompañados por el azul mediterráneo visitaremos desde Málaga  con la Torre de las Palomas, Torre del Cantal y Torre de Benaglabón en el Rincón de la Victoria, la Torre del Chilches, la de Moya en Benajarafe, Torre  del Jaral y Manganeta en Almayate y Torre del Mar, Torreladeada y Derecha en Algarrobo, la Atalaya del Morche, la de Calaceite, la Torre de Maro y finalmente la Torre La Caleta y Cerro Gordo ya en Granada.

Más información:




Ruta de las Torres Costera.- 4ª.- Etapa: Torre de Chilches (Chilches) - Torre Moya (Benajarafe)



Torre de Benagalbón
Playa de Benajarafe

Antigua estación de Benajarafe

Torre Moya

















Powered by Wikiloc

Como llegar
Descargar track

Ruta de las Torres Costera.- 4ª.- Etapa: Torre de Chilches (Chilches) - Torre Moya (Benajarafe)

Esta ruta para mi me trae unos gratos recuerdo de mi infancia, me crié en la Granja Suarez, barrio obrero de las afueras de Málaga y mis querido vecinos a los que no olvido, Filo y Paquito veraneaban en Benajarafe, incluso algunos años alquilaron  la mismísima Torre de Benajarafe, como yo siempre la he conocido, con el tiempo ellos se hicieron su  propia casa y son muchos días los que hemos compartido con ellos y sus hijos, Paquito y Lourdes siempre a la sombra de esta emblemática torre.
Para comenzar la ruta dejaremos el coche justo en el punto kilométrico 259 de la N-340-a para ello salimos de Málaga por la A-7 carretera de Almería hasta la salida 258 donde tomaremos dirección Chilches.
Dejamos el coche, y con cuidado, en principio tendremos que caminar junto a la carretera. Nos acecamos a la Torre de Chilches.
Torre de Chilches:

  • Denominación: Torre vigía de la costa o Torre Vigía de Chilches
  • Tipología: Arquitectura Militar. Sistema Defensivo.
  • Tipo de Protección: Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: Por la documentación antigua, su existencia llevaría a época nazarí (siglo XIII- XIV).  Fue reconstruida después de la toma de Granada (1492) como mejora del sistema defensivo de la costa. Pero su arquitectura actual la lleva a una fecha más reciente, hecho que se confirma por diversos planos que la sitúan en la 2ª mitad del siglo XVIII.
  • Descripción: Construcción en mampostería de alzado troncocónico, con revoco posterior. En el piso inferior cuenta con cuatro puntos de luz que corresponderían con las cuatros fronteras visibles. Se utiliza el ladrillo en las troneras, entrada a la torre y cámara interior, y en la doble imposta de coronación.

Continuamos junto a la carretera si miramos al frente podemos divisar el inconfundible perfil de nuestro objetivo, cruzamos el Arroyo del Cañuelo, a la derecha tenemos la Playa de Chilches y poco a poco nos vamos acercándonos cruzamos otro arroyo que como el anterior y el siguiente si no vamos atento no nos daremos cuenta. Pasamos por una antigua venta, Cortijo-Venta El Feo.
Seguimos nuestro camino hasta llegar al Arroyo de Las Adelfas y al cartel que nos anuncia la Playa de Benajarafe y a pocos metros en la parte derecha de la carretera hay un bonito y coqueto paseo marítimo que aprovechamos para disfrutar más del paseo llegamos a la Antigua Estación de Ferrocarril hoy en día reciclada en oficina de información, justo cuando termina el paseo marítimo cruzamos la carretera para tomar por la izquierda en la intersección que nos indica la Cortijada Los Pérez, estamos casi debajo de la mismísima torre pero no podemos dejar de subir por la carretera para acércanos y tomar algunas fotos de la Torre Moya.
Torre Moya:

  • Denominación: Torre vigía de la costa; Torre Vigía de Moya; Torre Gorda; Torre de Benajarafe.
  • Tipología: Arquitectura Militar. Sistema Defensivo.
  • Tipo de Protección: Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento.
  • Periodo Histórico: Fue construida en la 2ª mitad del siglo XVIII para emplazar artillería. En el año 1762 una de las irregulares inspecciones efectuadas a la línea de defensa del Reino de Granada da cuenta de la existencia de la llamada Torre Moya, con ella daba comienzo el mando de Vélez. Dicha torre, actualmente desaparecida, se encontraba cuarteada desde el terremoto acontecido en 1755, aconsejándose su reedificación en lugar más cercano a la playa. La nueva torre, debió erigirse en el trascurso de la segunda mitad del siglo XVIII. Su función como así consta en documentos del siglo XIX hacía compatible la vigilancia con la labor defensiva de las playas contiguas, gracias a su artillería de grueso calibre. Ha sido utilizada como vivienda por dos familias. Una de ellas ocupa el espacio inferior y otra la cámara principal. La causa de la ocupación hay que buscarla en la pasada Guerra Civil, cuando la autoridad gubernativa instaló en ella a las referidas familias,  manteniéndola los descendientes.
  • Descripción: El entorno en el que se localiza no presenta obstáculos para una visión completa de la torre pero su uso actual como vivienda ha propiciado modificaciones exteriores e interiores importantes; entre las exteriores cabria citar la escalera exterior y el encalado, así como el adosamiento de una casa, todo ello en su lado norte.Tiene planta de “pezuña” (planta de herradura); planta de medio círculo prolongado con dos espolones oblicuos u hornabeques en el dorso. Su perímetro aproximado es de 53 metros y su altura es superior a los 10 metros. Su interior consta de dos plantas y azotea. La sduperficie de las cámaras se incrementa según se asciende a la par que disminuye el grosor de los muros. La entrada se encuentra a seis metros del suelo en el lado oriental del espigón derecho, protegida por saeteras. Junto al acceso, una sala pequeña. A través de un tramo de escalera se baja a la sala principal cubierta con bóveda de ladrillo y con dos ventanas laterales (todos los servicios necesarios se encuentran en el testero norte; chimenea, alacena…). Bajo esta sala, se halla el sótano o Canta Bárbara. Finalmente el terrado se rodea de pretil y presenta dos torretas con aspilleras y cubiertas con tejas moriscas. Su fábrica es de mampostería con elementos de cantería (en esquinales, jambas y dinteles, aspilleras, impostas de coronación, etc.) y ladrillos (torretas). Su aspecto exterior es bastante bueno, si exceptuamos algunas aberturas pequeñas en los muros, ocasionado por la perdida de material constructivo. El deterioro más llamativo radica en las garitas o casetones del terrado, que han perdido parte de sus elementos de ladrillo y techumbre. Quizás  el hecho más negativo lo constituye la perdida de su fisonomía primitiva producto de los múltiples añadidos y modificaciones que se han venido llevando a cabo en ella, externa e internamente, en los últimos cincuenta años. Estas intervenciones no constituyen ningún tipo de restauración, orientándose al uso como vivienda de esta construcción defensiva.

Mis recuerdos vuelven a mi cabeza al pasar tan cerca de la casa de mis amigos lastima que hoy no tenga tiempo para un café pero seguro que  vuelvo a por él.

En total ida y vuelta algo más de 7 kilometros.



sábado, 18 de junio de 2016

Ruta en el Paraje Natural Acantilados de Maro - Cerro Gordo

Acantilados de Maro - Cerro Gordo
Costa Malagueña

Playa del Cañuelo

Playa de La Herradura



















Powered by Wikiloc

Como llegar
Descargar track


Ruta en el Paraje Natural Acantilados de Maro - Cerro Gordo
La ruta que hoy Juan de Dios nos ha propuesto la vamos a realizar en Paraje  Natural Acantilados de Maro-Cerro Gordo que está situado en la frontera  sur entre las provincias de Málaga y Granada, Dentro de los términos municipales de Maro, pedanía de Nerja,  y La Herradura, pedanía de Almuñecar.
Ya en septiembre del 2012 estuvimos realizando una ruta por esta zona “De la playa de Cantarrijan a la Playa de las Doncellas”.
El Paraje Natural forma una estrecha franja paralela a la costa de unos 12 kilómetros de longitud  y penetra una milla en el interior del mar. Se caracteriza principalmente por presentar abruptos y espectaculares acantilados, de hasta 75 m de desnivel, entre los que se intercalan bellas playas y pequeñas calas, fruto de la erosión y regresión marina sobre las últimas estribaciones de la Sierra Almijara que se adentra en el mar. Son todo un espectáculo de la naturaleza. En los días claros, al asomarse a uno de sus miradores se puede contemplar la costa de África y disfrutar con las impresionantes vistas que ofrece.
La descripción exhaustiva de la vegetación se la dejo a Juan de Dios y su blog: “LAS PLANTAS DE MIS EXCURSIONES”.

Para comenzar la ruta salimos de Málaga por la autovía  E- 15 carretera de Almería hasta la salida 295 en dirección a Maro por la N-340  donde paramos a desayunar y continuamos hasta pasado el km 302 llegamos a una rotonda y aquí tomamos por la derecha siguiendo los indicadores de la Playa del Cañuelo, a unos 50 metros tenemos una parada de bus que se usa en verano para bajar a la playa y a la derecha tenemos unos aparcamientos donde podemos dejar el coche.
Tras prepararnos para la caminata, nos dirigimos hacia el cartel informativo de la zona que se encuentra junto a la parada y comenzamos hadando por el carril que nos lleva a la playa.
A pocos metros a la izquierda nos llama la antención una pequeña ermita dedicada a San Judas Tadeos, nos acercamos a verla antes de seguir con la bajada, dejamos dos carriles a la izquierda y seguimos por el principal que llevamos  y en poco más de un kilometro nos llevará a la playa junto al antiguo cuartel y hoy Casa Rural “Casa cuartel El Delfín”.
Una vez en la playa a la derecha podemos ver la Torre del Pino y la Playa del Ingles que dejaremos para otra visita  ahora  nos dirigimos hacia la izquierda y al final del arenal se encuentra la vereda que nos hará subir en una fuerte pero corta pendiente hasta alcanzar los acantilados y el GR-92 Sendero del Mediterraneo que va desde Tarifa a Gerona.
Tras una pequeña parada para contemplar  la Cala de Los Cañuelos y la parte occidental del Peñón del Fraile, continuamos,  llegamos a la intersección 5, llevamos sobre 2km andando, tomamos a la derecha para cercarnos a ver la  antigua construcción que seguro era un antiguo cuartel de la Guardia Civil, para la vigilancia de la zona y llegar hasta la punta del Peñón del Fraile, a nuestra derecha la fantástica Playa de Las Doncellas, hoy no vamos a bajar y bañarnos, pero para los que quieran  hacerlo, tienen que tener mucho cuidado con la bajada debido a la fuerte pendiente y lo resbaladizo del terreno, aunque os puedo asegurar que después de disfrutar del baño habrá valido la pena.
Retomamos el camino hasta la intersección 5 y seguimos ahora tomando a la derecha  hasta el cruce 6, a la izquierda la senda nos conduce hacia el inicio de la ruta justo a la intersección 1, nosotros tomamos por la derecha y a poco metros tenemos otra intersección, la 7, que tomaremos por la derecha para acercarnos a la Torre La Caleta, hacemos alguna fotos y retornamos al último cruce seguimos por la derecha pasamos bajo los Tajos del Calderero y nuestro camino va girando hacia la izquierda bordeando el Cerro Caleta,  un kilómetros más adelante el sendero nos baja al Barranco de Cantarrijan, cruzamos el arroyo del mismo nombre (intersección 8) y nos dirigimos hacia la derecha por la carretera hacia la Playa de Cantarijan, esta playa es nudista por lo que nos podemos encontrar personas sin bañador.
Llegamos a la playa y nos encontramos dos chiringuitos, cruzamos hasta el final del Restaurante La Barraca y junto a los farallones que separan la primera cala de la segunda nos encontramos un carril de subida, tomamos por él, la subida de 1,3 kilómetros aprox. y algo más de 200 metros de desnivel es fuerte y se hace dura con el calor pero la recompensa también es grande por las vistas que vamos a disfrutar.
Llegamos a la antigua carretera (intersección 9) y tomamos por la derecha paramos un par de veces para contemplar las panorámicas  antes de llegar al Restaurante Mirador de Cerro Gordo, una vez en él, el sendero va por la izquierda de este y nos va acercando hacia la Torre de Cerro Gordo, pero antes de llegar nos encontramos un cartel direccional que nos informa que a la derecha tenemos el Mirador de Cerro Gordo, que dejamos para la vuelta y continuamos hacia la torre, llegamos a ella y tras algunas fotos seguimos para cercarnos a la punta occidental de la Cala Caliza para ver la fantástica vistas de la Playa de La Herradura.
Volvemos sobre nuestros pasos hasta el poste direccional y nos acercamos al mirador desde  donde tenemos unas maravillosas vistas de todo el Paraje Natural.
Cuando decidimos volver el camino es el mismo hasta que llegamos a la Playa de Cantarrijan, donde paramos a comer algo y darnos un baño antes de continuar.
Después del descanso regresamos al Arroyo de Cantarrijan  y tomamos por el mismos cauce hacia el norte a los 300 metros el cauce comienza a girar hacia la izquierda, de vez en cuando vemos algunas flechas y puntos azules que nos indican que la vereda va por aquí.
A los 800 m. aproximadamente nos encontramos un hito de piedra (intersección 12) y dejamos el cauce del Arroyo de Cantarrijan y subimos hacia una zona de huertas, tras cruzarla nos encontramos un carril de subida que tras varios zigzag nos acerca al lugar donde iniciamos nuestra ruta.
En total a mi me salen algo menos de 12 km.



sábado, 4 de junio de 2016

Ruta integral en Sierra Bermeja (Paseo de los Pinsapos – Sendero Salvador Guerrero- SL-A 168 - Sendero Los Realillos).

Inicio de ruta
La Plazoleta o Catedral de los Pinsapos

Mirador Salvador Guerrero

Pico Los Reales





















Powered by Wikiloc

Como llegar
Descargar track


Ruta integral en Sierra Bermeja (Paseo de los Pinsapos – Sendero Salvador Guerrero- SL-A 168 - Sendero Los Realillos).
El Paraje Natural Los Reales de Sierra Bermeja esta situado entre los términos municipales de Estepona, Genaguacil y Casares. Su principal característica es que en él se encuentra los únicos pinsapares que existen en el mundo sobre peridotitas, roca de origen volcánico, a la que debe su nombre y su color rojizo.
Allá por mayo del 2000 fue cuando tuve la oportunidad de ver esta zona por primera vez, en aquella ocasión veníamos Luis Sarasola, Antonio Terroba, Juan de Dios y yo. Hicimos una ruta que coincidía con esta en el tramo de subida pero no en el de bajada.
Yo personalmente creo que esta que hoy Juan de Dios ha montado es la mejor para conocer la Sierra Bermeja al completo aunque si alguien quiere hacerla un poquito más dura solo tiene que hacerla en sentido contrario al que nosotros hemos hecho.
Nuestra ruta une los tres principales senderos de la sierra como son: El Sendero del Paseode los Pinsapos, Sendero de Salvador Guerrero, el SL-A-168 que nos sube al Pico Los Reales (1452 m.) y por último el Sendero de los Realillos.
El itinerario propuesto está protagonizado por una vegetación típica de la zona como son: pinos resineros, coscojas, aulagas, varios tipos de jaras, por especies endémicas y por joyas botánicas como el pinsapo, que le otorgan una importancia tal que avala la candidatura a Parque Natural, a la que yo me sumo.
La descripción exhaustiva de la vegetación se la dejo a Juan de Dios y su blog: “LAS PLANTAS DE MIS EXCURSIONES”.
Para comenzar la ruta nos dirigimos desde Málaga por la AP-7 hasta la salida 155 donde nos dirigimos hacia el sur por Av. Juan Carlos I en la rotonda tomamos la 5º salida por Av. J. Martín Méndez, seguimos por la segunda calle a la izquierda calle Félix Troyano hasta la rotonda, tomamos a la derecha por calle Juan Benítez, en la siguiente a la izquierda calle Fuente de Maria Gil y en la rotonda a la izquierda tomamos la MA-8301 tras algo mas de 14 km llegamos al puerto de Peñas Blancas donde seguiremos de frente por la MA-8302 durante 1.2 km y justo en una gran curva a la izquierda encontramos el carril junto a un antiguo cartel del ICONA de “No tirar colillas”. En este punto dejaremos el coche.
Comenzamos andando y tras cruzar la cadena que impide el paso a vehículos al volver la mirada encontramos el cartel de fin de Sendero Paseo de los Pinsapos, aunque para nosotros es el principio, a unos 100 m. cuando llegamos a la curva dejamos el carril y tomamos la senda por la izquierda y empezamos la subida por lo que creemos que es un carril abandonado hace mucho tiempo y que va zigzagueando por la ladera, tras unos 5 ó 6 cambios de sentido estamos inmerso en medio del fabuloso bosque donde los rayos de sol apenas son perceptibles al encontrarnos en la umbría, ya hemos podido ver algún que otro ejemplar de pinsapo.
Llegamos a una pequeña zona donde se puede realizar una breve parada para darse un respiro en medio de la
ascensión donde nos encontramos la intersección 2 y tomamos hacia la izquierda atravesamos una portilla y seguimos con la subida ahora más lineal, atravesamos dos barranqueras que más abajo se unirán a la Garganta del Algarrobo, que aunque ahora en verano no llevan agua, forman en periodo de lluvias cursos de agua de carácter rápido e incluso torrencial debido a la pendiente tan extrema por lo que en épocas invernales tenemos que ir con cuidado.
Poco a poco nos vamos adentrando en una zona más densa del pinar, apenas se vislumbra el cielo entre las enmarañadas copas de los árboles.
Llegamos al Arroyo del Algarrobo que es el que aporta principalmente las aguas a la garganta del mismo nombre, al poco de cruzarlo, el camino gira hacia el sur, vemos un tronco de pinsapo que nos llama la atención por que consta de dos pies, tras este la presencia de los abetos poco a poco sustituye a los pinos y aparecen los ejemplares de más edad que podemos contemplar y casi sin darnos cuenta llegamos a la Plazoleta de Genalguacil ó Catedral de los Pinsapos, como recuerdo lo llamaba Luis a este sitio, vemos un poste direccional (intersección 3) a la derecha tenemos precioso mosaico realizado por el ceramista Juan Ruiz de Luna con la no menos bonita poesía de Federico García Lorca (escrita en 1919) y tras este la Senda de Los Realillos por donde regresaremos y a la izquierda la vereda que nos continua por El Paseo de los Pinsapos.
Pero antes de continuar nos tomamos unos minutos de tranquilidad y escuchar el silencio, solo interrumpido por
el trino de algún pájaro que nos da la bienvenida. Decidimos dar por finalizado el breve descanso y continuamos hacia el este buscando la carretera principal, pasamos un pequeño puente que atraviesa el Arroyo del Algarrobo, antes de llegar, en un claro del bosque tenemos una preciosas vista de todo el valle, casi al final del camino tenemos que subir un fuerte repecho y este acaba en la carretera donde se encuentra el letrero de inicio del Sendero del Paseo de los Pinsapos, este indicador guía a los excursionistas para adentrarse , ladera abajo, hacia las profundidades del pinsapar haciendo el recorrido inverso al nuestro.
Desde este punto nosotros hacemos la ascensión hacia el refugio de Agustín Lozano (hoy es un bar) por la misma carretera aunque no nos agrade demasiado las panorámicas que tenemos de las costa y de la sierras merecen la pena.
Llegamos a los aparcamientos y a la derecha tenemos una placa conmemorativa dedicada a P.Edmond Boissier botánico suizo que en 1837 anduvo por estas sierras y se le adjudica la descripción de 6000 nuevas especies entre ellas el Abies pinsapo.
Continuamos de frente hacia el Área recreativa los Reales y llegamos a la Plazoleta Salvado Guerrero donde comienza el sendero del mismo nombre, y que con una longitud de 380 m nos conduce al fantástico mirador, desde esta atalaya podemos observa la costa desde Gibraltar hasta casi Fuengirola, y la península de Ceuta y parte de las sierras africanas.
Justo antes de llegar al mirador hemos dejado atrás el poste direccional (intersección 7) que nos informa del inicio del SL-A 168, tras la visita al mirador volvemos hacia este punto y tomamos por la izquierda siguiendo las indicaciones de este sendero local de 1,8 km. que poco a poco y tras atravesar varias angarillas nos acerca al carril de subida a las antenas y al poste geodésico que nos indica que estamos en la cima del Pico de Los Reales 1452 m. de nuevo las panorámicas son excepcionales.
Volvemos hacia las antenas y el cartel de información del Sendero de Los Realillos (intersección 9) tomamos por la izquierda e iniciamos el descenso hacia los Realillos, ahora el pinar se entremezcla con abundantes pinsapos jóvenes lo que nos indica que estamos ante el origen de un nuevo bosque de pinsapos si los incendios y el clima respetan esta área natural.
Pasamos por el collado el Boquete de los Palos, un puerto que une el Cerro de Los Realillos, a la izquierda y la cumbre de Los Reales a nuestra espalda desde aquí tenemos una fantástica panorámica del Valle del Genal y del pueblo de Gaucín y su Hacho.
Esta última zona esta deforestada a consecuencia del incendio que se produjo en 1995 que devoró toda la vertiente.
Volvemos a cambiar de vertiente pasado por otro puertesillo y continuamos por la ruta señalada es en este tramo donde podemos ver cantidad de plantas endémicas y exclusivas de la Serranía de Ronda, una vez salvada la cuerda de la montaña volvemos a descender, ahora caminamos hacia el noroeste para pasar cerca del pinsapar de Los Realillos, ha esta zona se le conoce como el Real Chico. Tras un cambio de dirección, ahora sureste, seguimos con mucho cuidado el descenso, debido a la fuerte pendiente de algunos tramos y la abundante piedra suelta hacen que demos más de un resbalón. Cuando llevamos aproximadamente 2.5 km. desde el pico de Los Reales, llegamos nuevamente a La Plazoleta de Genalguacil, ahora tomamos por la izquierda y seguimos descendiendo hacia el coche por el mismo camino que nos trajo a este emblemático lugar.

En total a mi me salen algo más de 11 km. 
Si deseas conocer las plantas que vimos en esta ruta visita Las plantas de mis excursiones